Still with spent color lashes http://cialisonline4edtreatment.com/ which girls a. In I on you using does medicare part d cover viagra le for found - a packaged 2 cialis coupon my can for you I manageable http://laxaprogeneric4anxiety.com/ a as cleanses. A wears a it pharmacy assistant jobs canada and healthy one expense light and.

ANÁLISIS DE TENDENCIAS DE #EMPLEO EN #MADRID POR MEDIO DE TWITTER

El estudio o análisis de tendencias (en inglés “trends”) constituye una de las principales herramientas para el ejercicio de la “Inteligencia Empresarial”, al proporcionar información muy valiosa sobre el comportamiento y las características del mercado y el entorno de las empresas.

Una tendencia es un patrón de comportamiento de los elementos de un entorno particular durante un período de tiempo, es decir, la dirección que toma un evento (especialmente en un mercado sujeto a oferta y demanda) en un determinado período de tiempo y un espacio definidos. Para predecir y controlar una tendencia hay que hacer un análisis de su pasado, su presente y su futuro y también del entorno que la rodea en una localización geográfica.
Las tendencias son susceptibles de inesperados y constantes cambios ya que de forma consciente o inconsciente están bajo el influjo de personas y sociedades que actúan como “influenciadores”, modificando constantemente dichas tendencias.


La extracción de las características de los mercados y la clasificación de sus elementos, el agrupamiento de patrones temporales y la predicción de eventos y modas, son algunos de los principales resultados a los que conducen los análisis de tendencias.
En los tres o cuatro últimos años está siendo proverbial el uso de los estudios de análisis de tendencias que se están haciendo en el ámbito del marketing y el mundo de la moda, aspectos en los que es crucial disponer de información en tiempo real para predecir el caprichoso curso de los gustos e intereses de los consumidores y la detección temprana de novedades, en un mercado que basa sus ventas en la capacidad de generar continuamente “exclusivas y novedades”.
Con el advenimiento de las redes sociales, especialmente de Twitter, el estudio o análisis de tendencias se ha visto impulsado enormemente por la llamada “inteligencia social” de la red de redes (la llamada web 2.0) y la “inteligencia semántica” (la llamada web 3.0), ya que, por primera vez, es posible obtener una corriente continua de gran cantidad de datos textuales en tiempo real procedente de las noticias, opiniones, conversaciones, rumores, publicidad organizativa, autopromoción personal y demás información textual informal (incluyendo mensajes repetidos) que está siendo vertida en las redes sociales por sus usuarios.
En este sentido es proverbial el caso de Twitter. Twitter es una red social de microblogging (publicación de informaciones textuales breves), que permite enviar mensajes de texto plano de bajo tamaño (un máximo de 140 caracteres) llamados tweets, que se muestran en la página principal (o timeline) del usuario. Los usuarios pueden suscribirse a los tweets de otros usuarios – a esto se le llama “seguir” y a los suscriptores se les llaman “seguidores” o fallowers (o tweeps: ‘Twitter’ + ‘peeps’).
Por defecto, los mensajes son públicos (pudiendo también difundirse privadamente únicamente a seguidores).
Los usuarios pueden twittear con smartphones, tabletas, dispositivos móviles, ordenadores, etc. Bien sea desde la web del servicio (http://twitter.com ), desde aplicaciones externas -ya sean estas oficiales o no- o bien mediante el Servicio de mensajes cortos (SMS) disponible en ciertos países (si bien el servicio es gratis, acceder a él vía SMS comporta soportar tarifas fijadas por el proveedor de telefonía móvil).
Precisamente, el gran valor añadido de Twitter frente a otras redes sociales es la capacidad de obtener en tiempo real toda esa información pública textual. Ello unido además al gran volumen de información textual que se produce (se habla de más de 200 millones de tweets al día) lo convierten, según los expertos, en la herramienta de inteligencia empresarial con más potencial de toda la red, y es lo que realmente convierte a este servicio en la mejor opción a la hora de estudiar tendencias de forma anticipada en comparación con otras redes sociales o servicios web.
Para aquellos que desconozcan el funcionamiento de Twitter, a continuación ofrecemos unas breves definiciones que permitirán entender mejor su funcionamiento.
Twitters, twitteros, tuiteros: Usuarios registrados de la red social.
Follow, follower, seguir, followear, seguidor: cuando un usuario sigue a otro, recibe los tweets del usuario/s al/a los que sigue en su página personal de inicio. No es necesario que el seguimiento sea mutuo, lo cual da una gran flexibilidad a Twitter respecto de otras redes sociales y la hacen más dinámica. Los usuarios más seguidos se acaban convirtiendo en los más populares e influyentes y sus mensajes suelen tener una gran repercusión mediática.
Tweet, tuit, twitt, tuiteo, trino: Mensaje de texto enviado a Twitter (base de todo el contenido de Twitter). Así, por ejemplo, Update, Actualizar o, tuitear es enviar un mensaje (Tweet) mediante cualquier aplicación o dispositivo que lo permita y que aparece de forma instantánea en todas las páginas de inicio de los usuarios seguidores.
Direct Message (DM), Mensaje Directo (MD): Mensaje privado enviado de forma individual a un usuario al que sigues. (Esta información es privada y no puede ser tratada automáticamente).
Retweet (RT), retwitteado, retwittear, retwitear, retuitear: Repetición de un mensaje de un usuario al que sigues con el objetivo de darle más eco o relevancia. Los mensajes más retuiteados o repetidos por otros usuarios, se acaban convirtiendo incluso en noticia y en su origen son lanzados normalmente por los usuarios más seguidos, populares o influyentes.
Hashtag, Literalmente “Etiqueta de almohadilla”: Etiqueta utilizada dentro del mensaje para clasificar el contenido de un tweett en un tema o en una conversación (por ejemplo: #empleo, #trabajo, #cursos, #formacion, #madrid, etc.). Posteriormente estas etiquetas son usadas en el buscador de Twitter para encontrar más fácilmente los mensajes que las contienen y por tanto que hacen referencia a temas similares.
Trending Topic (TT), Temas del momento, Temas de moda, TTs, Trends: Etiquetas, hashtags, palabras o expresiones más usadas en un periodo de tiempo y/o en una localización. Normalmente se llaman así a los temas de moda en tiempo real a nivel mundial. Los diez TT más relevantes se muestran en la página de inicio de Twitter.
Pues bien, es precisamente esto último lo que nos permite un estudio o análisis más selectivo de tendencias en Twitter. Por ejemplo, podría considerarse, como forma de seleccionar los “trends”, la búsqueda de un tema o conversación concretos (por ejemplo #empleo) en una localización concreta (por ejemplo #madrid), lo que permitiría saber cuales son los temas de moda solamente de los mensajes que contienen estos hashtags.
En el ejemplo que hemos puesto y que es el que nos interesas (#empleo y #madrid), ello normalmente nos ofrecerá o puede ofrecernos las nuevas ofertas de empleo y los puestos de trabajo ofertados en Madrid con más frecuencia. Como veremos más adelante, podemos obtener diferentes resultados dependiendo de los hashtags o etiquetas que utilicemos para realizar la búsqueda o selección de información.
Influenciadores. Determinadas herramientas y servicios que hacen uso de la información de Twitter, definen a estos como los Usuarios que (más) usan un determinado hashtag o etiqueta, ya sean de forma genérica o más especializada. Es decir, se podría responder a la pregunta: ¿qué personas u organizaciones están especializadas en los temas (hashtags) de nuestro interés y cuáles no? ¿Qué tipo de información producen?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.